La abstracción une esta vez lo material y la religión.

La extraña combinación entre la materia y la religión, la creación del hombre desde lo divino pero con la presencia del elemento es la nueva propuesta de Yeniel Morales Medina.

“Imagen y semejanza”, título de la obra, resulta un óleo sobre lienzo correspondiente al incomprendido mundo de la abstracción.

Se basa en el cuadrado como forma básica para su realización (288 piezas en total). Distribuidos equitativamente tanto en la parte superior como inferior de la pintura. En los cuales se representan cuatro elementos: tierra, agua, fuego y aire.

Mediante el simbolismo abstracto se plasma la religión a través de la cruz cabalística de tres brazos y un eje vertical. Amparada bajo el fundamento de que: Dios creó al hombre a su imagen y semejanza. Tiene como punto referencial la obra de Miguel Ángel especialmente con la Capilla Sixtina.

La yuxtaposición de todas las partes en este cuadro refleja la diversidad de criterios acerca de la creación del mundo y del hombre, esta vez a través de los códigos de las artes plásticas.

Con una importante carga visual rompe con patrones tradicionales de la estética y la pintura.

Los interesados pueden apreciarla en la galería de cuadros de Artecru.

Traducir:

Subscríbete

Te propone un arte diferente

Abre tus puertas

Abre tus puertas